domingo, 7 de junio de 2009

Irueña y Molinos del Águeda

Hoy no sabíamos si llevar corto o llevar largo, si iba a salir el sol o caer una tormenta de...
Asique la decisión fue la de ir a un lugar en el que arriesgarse poco en caso de tormenta: Al Pantaño de Irueña.

Salimos nueve, en dirección a la Presa, y allí dejamos los coches. Siguiendo el camino que va por la margen derecha del Río Águeda, en un punto que se bifurca dejamos el río a nuestra izquierda para comenzar un breve ascenso por un camino que nos lleva hasta Fuenteguinaldo.

Una vez allí desde el Charaiz redondo seguimos el camino que lleva hasta las ruinas de Irueña. Aquí se está construyendo una pequeña presa para deportes, baño y se hará tambien un centro de interpretación del Castro de Irueña.

A duras penas conseguimos subir para ver los restos de este asentamiento de la segunda Edad de Hierro y que ha fue declarado Bien de Interés Cultural.
video
Desde allí bajamos por la ladera hasta el Río Águeda, a una zona cercana a la antigua captación de agua de Fuenteguinaldo.

video



video


Siguiendo por las pistas que han hecho para deforestar la zona llegamos hasta los Molinos de Serafín y de Valeriano para cruzar el río y seguir por el otro margen nuestro camino de regreso.
video
De nuevo volvemos a cruzar el Río Águeda por el Puente de Vadocarros final de nuestra ruta de hoy.


martes, 2 de junio de 2009

Peñaparda, Potril, Charco Palo, El bardal

Vaya mañanita de domingo.
Hoy, comenzaba la ruta con bastantes ganas de coger por fin un día de esos en los que el traje de verano se podía sudar bien.
Comenzamos nuestra marcha desde el pueblo de Peñaparda, y por el camino que parte desde las piscinas nos dirigimos hasta el Potril. Un camino en constante descenso, para acabar en el río Águeda, con su chapuzón correspondiente.
video
Una vez llegado a este paraje, emprendimos el ascenso hasta la carretera que une Fuenteguinaldo con El Payo, pasando por el Puente del Villar.
Antes de llegar a El Payo bajamos por el camino que sale a la derecha y que nos lleva hasta Charco Palo.
video
Una parada para descansar, reponer fuerzas y llenar los botes de agua, pues la mañana prometía ser bastante calurosa. Desde aquí continuamos por el camino, que cruzando un puente de tubos sobre el río Payo, nos lleva hasta El Bardal, en Navasfrías. y una vez que llegamos a este punto y como siempre, comienza nuestro particular calvario de regreso.
Nuestro objetivo es encontrar el camino que nos lleve de nuevo al puente del Villar, pero es al tercer intento, y tras varios vueltas sobre el mismo camino, cuando por fin lo conseguimos ( no sin la ayuda de un pastor, que más que orientarnos, nos perdió).
Por fin llegamos al puente, pero quedaba lo peor. Si hasta ahora nuestra ruta había transcurrido por una de las zonas de vegetación más frondosa de la provincia, ahora nos esperaban 9 kilómetros, cuesta arriba, sin agua y como se suele decir, "al rechisol".
Pero como no hay atajo sin trabajo ni cuesta arriba sin cuesta abajo, y después de 50 kilómetros, nuestra ruta nos llevó al punto de partida. Son las 2 de mediodía, ocho ciclistas y una fuente, la de Peñaparda, para bebernos.
¡¡¡QUE NO SE ACABEN LAS FUENTES!!!